Facilitan la tarea de todos los miembros de la Comunidad Educativa desde su ámbito de competencia.

Se responsabilizan de la portería, la limpieza y del orden, favoreciendo un ambiente propicio a los fines educativos y respetando cuanto pertenece al Instituto y a sus miembros. Mantienen una relación estrecha con los miembros de la comunidad educativa en lo que se refiere a su obrar en la Institución.